Despierta tu rostro en las mañanas

, escrito por Estilove @estilove_


Ya te hablamos de las maravillas del hielo para tu rostro, ahora queremos recalcar su uso cuando lo mezclas con manzanilla.

Toma algunas bolsas de té de manzanilla, disuélvelas en agua caliente y espera a que suelten todo su poder. Luego coloca el agua de manzanilla en recipientes para hacer hielo y espera hasta la mañana siguiente. Ahora tienes dos opciones: Tomas uno de los hielitos y lo pasas con cuidado por tu rostro o tomas un bol, lo llenas de agua, agregas algunos hielos de manzanilla y sumerges tu rostro. ¡Voilá! Tu rostro estará despierto, terso, hidratado y con los poros cerrados. 

 

Imagen vía flavorfiesta